“En busca del texto perdido”

El escritor, dramaturgo y ensayista oriundo de Avellaneda y autor de una treintena de obras entre ensayos, cuentos y guiones salió, como Marcel Proust, y se encontró con la literatura.

”El futuro es ese período de tiempo en el que prosperan nuestros negocios, nuestros amigos son verdaderos y nuestra felicidad, segura”, preveía morosamente el escritor Ambrose Bierce, para desmentir utopías.

Los fortuitos, como se leerá, han tenido bastante que ver con la carrera de este hombre vinculado a la economía y que trasciende en la literatura.

Hombre de Avellaneda, que no es poco, recibió en Palermo para orientar la tarde, calurosa, hacia la umbría forma de aprender como se logra llegar al autor.

–¿Qué puede decir de Germán Cáceres?
–Podré decir cómo llegué a ser escritor sin proponérmelo. Nací en Avellaneda, así que fui un chico muy sencillo que jugaba, más que nada, a la pelota, al fútbol.

Me gustaba el potrero. Lo que hacía muy bien era dibujar. Y viene algo fortuito: mis padres se mudan a la Capital, y eso es como ruptura y crisis. Yo era un pibe de la calle, un atorrante, un reo y me encontré una ciudad.

–¿Ya el cine te indicaba un rumbo?
–Llega otro momento fortuito, Aparece en Argentina la “Cinefilia”. ¿Qué signifi ca?: Ingmar Bergman, la Nouvelle Vague, el cine japonés. Entonces me metí en el cine, y en el cine club Nucleo e iba a ver doce películas por semana. Y empecé a escribir sobre cine.

–¿Momento de lanzamiento?
–Hasta que uno que leyó mi nota me dijo: “¿Y por qué en lugar de escribir crónicas de cine no escribís cuentos”. Yo no era un crítico profesional.

Tenía que vivir de otra cosa, y me dediqué a escribir cuentos, después novelas y de golpe vino otro acontecimiento. La historieta se pone de moda. Ya es algo intelectual.

–¿Y qué hiciste?
–Salió la revista “Fierro”, y entrevisté a los más grandes: a Solano López, Alberto Breccia, a Lucho Olivera, Art Spiegelman, a Oswal, los mejores del país. Art Spiegelman, norteamericano, fue una casualidad.

Estaba yo en Nueva York. Y empezaron a salir libros míos de ensayo sobre historietas. Y una escritora me propuso que escribiera para jóvenes. Lo hice y anduvieron bien.

–¿Cómo surgió el teatro?
-Yo puedo hacer un guión de cine. Más fácil es escribir una obra de teatro. Más fácil publicarlo, tal vez. Entonces tomé un guión de cine que tenía y lo transformé en una obra de teatro.

–¿Premios y reconocimientos?
–La Sociedad Argentina de Escritores me concedió cuatro fajas de honor. En teatro, por “Vamos a Manhattan”. Otra faja, por “Oesterheld”, ensayo sobre el guionista de historietas, otra sobre “Traficantes de la selva”, novela juvenil. Gané el primer premio municipal Eduardo Mallea por “La aventura en América”, un ensayo.

“Los hijos del Capitán Grant” ocurre en Chile, “El Faro del fin del mundo”, ambos de Julio Verne, en el Sur de nuestro país. Fui finalista en el Premio “Mas allá”, por el libro de Oesterheld. Tercer premio por “Matar una vez”.

En Montevideo, en el concurso internacional de ficción sobre Carlos Gardel, gané una mención en cuento por “Rapsodia del Río de La Plata”, donde invento que Gardel y Gershwin se encuentran y se van de farra.

También tengo un primer premio por “Los invisibles”, y otro por “Lluvia de cadáveres”. En Brasil me nombran miembro de la Academia de Letras del Nordeste.

Otra Faja de Honor, por “Matar una vez”, novela policial y también otro premio por un guión que hice con Mauro Vargas, el dibujante, que se llama “El que veía los ruidos”.

–¿Podemos hacer un ligero inventario de tus obras?
–Más o menos, dos novelas, cinco ensayos, siete obras de teatro, tres libros de cuentos, cinco libros de literatura juvenil y dos compilaciones de cuentos para mayores. Y ahora programo dos novelas de detectives, estoy escribiendo libros juveniles.

–¿Cuándo empezaste a escribir tu producción?
–Más o menos en 1977. Con “El checo, la giganta y el enano”. Que fue mi primer libro.

–¿Para cuándo salen los títulos que tenés listos?
–Un libro sobre historietas sale el primer bimestre de este 2012. Lo edita “La duendes”. Un ensayo. Después, la editorial Serendipidat me va a editar para jóvenes “El historietista que se convirtió en detective”.

Y Del Naranjo, tiene idea de publicarme “El misterio del profesor ausente”. Nuongo editará “Entre viajes y aventuras”, para jóvenes, un libro de ficción basado en exploraciones reales.

Por Carlos Alberto Parodíz Márquez
Diario La Unión de Lomas de Zamora, 26 de febrero de 2012.

Germán Cáceres es el responsable de la sección "Crítica literaria" de www.carlossviamonte.com.ar

Taller literario 2012, por Carlos Penelas

El poeta y ensayista Carlos Penelas retoma el taller literario en nuestra Biblioteca. Comenzará en marzo, y podrá cursarse los jueves de 20 a 21:30 horas. Para inscribirse, llame al 4802-8211 en los horarios de atención al público o escriba a carlossanchezviamonte@yahoo.com.ar. Los cupos son limitados, y los socios de la Biblioteca cuentan con aranceles especiales.

Carlos Penelas ha publicado más de 25 libros de poesía y 12 de prosa, en una extensa carrera que ya lleva más de cuarenta años desde la aparición de su primer poemario, recientemente celebrados con una gira por el interior de nuestro país, España, Chile y Uruguay, además de participar en las ferias del libro de Frankfurt, Barcelona y Guadalajara. Aquí, algunas de los lineamientos que seguirá el taller, y una breve síntesis biográfica de Penelas.

Propósito
Brindar una visión global de la poesía y la narrativa haciendo una referencia a géneros, autores (nacionales y extranjeros), las raíces, relaciones que se establecen en una literatura comparada y su vinculación con las demás artes.

El taller está pensado para que se obtenga una visión desde la breve historia de la Estética, el análisis de la lectura, el estudio de recursos expresivos, tanto en poesía como en narrativa e introducir al alumno en un ámbito de reflexión.

Objetivos
Conocer elementos prácticos en el análisis literario, claves en el hecho literario, el proceso de creación y de escritura. El participante podrá obtener una mayor formación en la redacción de textos poéticos, narrativos, etc.

El misterio de la creación -autor y lector- irá develando una forma de bucear el alma humana. El taller se enriquecerá a partir de propuestas y lecturas paralelas, no sólo en el campo literario, si no también en una visión social.

Se trata de indagar caminos hacia la convergencia de pensamiento y la literatura. Se recorrerán senderos con una idea de la crítica textual que comprenda una diversidad de actitudes dentro del corpus clásico y contemporáneo.

Ejes temáticos
La sensibilidad creadora - El acto literario, la educación de la sensibilidad - El poder de la escritura - Las raíces en la creación - El intelectual y su medio - La estética y la ética en el proceso creador. Ejemplos en cine, en música, en pintura.

Alumnos publicados
Los talleristas que cursaron a lo largo de 2010 y 2011 fueron convocados por la Editorial Dunken para publicar en las ediciones respectivas de El libro de los talleres.

Sobre Carlos Penelas
Cursó estudios en la Escuela Normal de Profesores Mariano Acosta, donde siguió el profesorado en Letras. En la facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional de Buenos Aires cursó Historia del Arte y Literatura. Como estudiante obtuvo en 1968 el Primer Premio de Poesía y Primer Premio de Ensayo en la Escuela Normal de Profesores.

En 1977 obtuvo el premio "Arturo Marasso" otorgado por el Mariano Acosta; en 1981 logra la Faja de Honor de la Sociedad Argentina de Escritores (SADE); en 1986 el premio "Accésit" otorgado por la XII Exposición Feria Internacional de Buenos Aires "El libro (del autor al lector)" por la mejor cobertura como cronista de Radio Nacional; en 1988 el premio a la Mejor Cobertura como cronista de Radio Nacional otorgado por la XIV Feria Internacional del Libro; en 1988 el Primer Premio de Poesía "Alfonsina Storni" otorgado por Gente de Letras; en 1992 la Mención Especial de Poesía en el Concurso Latinoamericano "Carlos Sábat Ercasty", Montevideo, Uruguay.

Coordina talleres literarios desde 1984, cuando fue Director de los dictados en la SADE. Actualmente mantiene un taller particular en su domicilio.

Fue crítico literario desde 1983 hasta 1989 de LS1 Radio Municipal y LRA Radio Nacional, donde condujo distintos programas culturales. Colaboró durante años con el suplemento literario del diario La Prensa, y fue columnista de medios gráficos del país y el exterior. Actualmente es columnista del periódico Galicia en el Mundo, diario Nueva Rioja y Diario Crítico Argentino.

Dictó conferencias en la Universidad de La Coruña, Cátedra de Literatura Latinoamericana y la Universidad Autónoma de Madrid. La Fundación Internacional Jorge Luis Borges lo hizo participar entre los diez poetas vivientes más importantes.

Más información en http://www.carlospenelas.com/

Informes e inscripción
Personalmente, en Austria 2154, de lunes a viernes de 16 a 20 horas. Por teléfono, en los mismos horarios llamando al 4802-8211. Por correo electrónico a carlossanchezviamonte@yahoo.com.ar.

Taller de creatividad y conciencia

¡A despertar los sentidos! ¡A encontrarse con uno mismo y con los otros más allá de la palabra! ¡A HABITAR nuestro CUERPO y nuestra ALMA! Desde el 5 de marzo, todos los lunes de 19 a 21 horas, Soledad Smith Estrada coordinará el Taller de Creatividad y Conciencia en la Biblioteca.

Te invitamos a DES-CUBRIR tu SER CREATIVO a partir del JUEGO y de distintos lenguajes ARTÍSTICOS (plástica, danza, trabajo corporal, teatro, títeres, música, escritura, maquillaje, etc.), sin importar si tus creaciones son lindas o feas. ¡Lo importante es que sean tuyas!

¡Nuestro principal objetivo es utilizar el ARTE y el JUEGO como forma de EXPRESIÓN
y RE-ENCUENTRO con nosotros mismos y con los demás!

El taller es anual y está dirigido a hombres y mujeres a partir de 18 años, ¡que tengan ganas de expresarse a partir de la creatividad y juego!

Frente a la alienación que se vive en la vida actual en la cual la mayoría de la gente corre anestesiada, sin sentir, sin elegir, sin reflexionar, sin pensar, sin “SER”; ofrecemos este taller como un camino hacia el DESPERTAR de nuestro cuerpo, emociones y sensaciones…

A partir de distintas técnicas de creatividad, artísticas y lúdicas podremos re-encontrarnos también con nuestra con imaginación, para volver a sentir nuestro niño interior por un rato y así abrir canales que quedaron adormecidos.

Soledad Smith Estrada
Es Lic. en Psicología de la Universidad de Buenos Aires (UBA). Está cursando el último año de Arteterapia en la Primer Escuela Argentina de Arteterapia. Realizó la Capacitación en Coordinación de Grupos y Equipos de Trabajo, con MultiRecursos Técnicos en el Instituto de Investigadores Grupales (IIG). Participó en la coordinación de Talleres de Arte tanto en el Hospital Borda como en el barrio El Ceibo de José C. Paz. Por otra parte, dedicó gran parte de su vida a la formación artística: pintura y dibujo, canto y técnica vocal, teatro y danza. También es maquilladora social y artística.

Informes e inscripción
Personalmente, en Austria 2154, de lunes a viernes de 16 a 20 horas. Por teléfono, en los mismos horarios llamando al 4802-8211. Por correo electrónico a carlossanchezviamonte@yahoo.com.ar.
También puede contactarse con la coordinadora: solesmith@hotmail.com y 15 6543-0125.

Libertad

de Jonathan Franzen
(Salamandra, Barcelona, 2011,672 páginas)

En los Estados Unidos fue considerada por un importante sector de la crítica como la primera Gran Novela Norteamericana del siglo XXI. Su autor, Jonathan Franzen (Westerns Springs, Illinois, 1959), ya había recibido en la Argentina encendidos elogios por Las correcciones (2002).

Libertad retoma, desde un punto de vista absolutamente omnisciente, el gran realismo del siglo XIX, para registrar varias décadas de la vida de la familia compuesta por Walter Berglund, su esposa Patty, y sus hijos Joey y Jessica. A la vez, expone con evidente conocimiento las cuestiones ambientales, el tema de las especies en vías de extinción y los problemas de la superpoblación y el desarrollo económico incontrolado. (Es oportuno aclarar que Franzen posee en Colombia una organización conservacionista.) Walter afirma que: “Te enamoras, te reproduces, y luego tus hijos se enamoran, crecen y se reproducen (...) pero para el mundo en su totalidad sólo significa más muerte (...) Primero conseguiremos la total eliminación de los ecosistemas del mundo, luego la muerte por inanición y/o enfermedad y/o matanzas en masa”. También la novela expone una trampa urdida por las corporaciones: con el pretexto de proteger a la reinita cerúlea –pequeño pájaro que es tapa del libro- se desarrolla una devastadora y contaminante minería a cielo abierto con la promesa de destinar luego esa zona a reserva natural para dicha ave. La novela no pierde oportunidad de condenar a la ultraderecha cavernícola de los Estados Unidos, a las políticas de Bush después del 11-S, y los ataques a Irak y a Afganistán. Respecto a Joey se aclara que “su cometido, aunque en apariencia era asesorar a entidades gubernamentales, consistió en realidad en investigar qué posibilidad tenía LBI de explotar comercialmente una invasión”.

Los diálogos reflejan con fidelidad el habla cotidiana sin perder calidad literaria. Los personajes poseen carnadura humana y Franzen realiza brillantes introspecciones que refieren los repliegues que presentan los sentimientos y el tremendo infierno en que se convierte la familia Berglund. En cierta forma, sus cuatro miembros eligen mal y están sumamente confundidos.

Un personaje singular es Richard Katz, el amigo de Walter que triunfa como músico de rock, pero no puede disfrutar ese logro y se vincula patológicamente con las personas (“había llegado a la conclusión de que la depresión constituía una adaptación exitosa al dolor y las penalidades incesantes”).

Con suma soltura narrativa, el autor avanza y retrocede en el tiempo e introduce episodios paralelos al núcleo central de la historia.

Es de destacar que pese a los sufrimientos, a los terribles fracasos y al desaliento (“Yo no hago nada por mí. No creo en nada. No tengo fe en nada”), los protagonistas terminan por valorar sus difíciles y torturadas existencias, a las que encuentran sentido.

Respecto al título Libertad, el texto comenta acerca de Patty: “Todos los días disponía de la jornada entera para concebir una manera satisfactoria de vivir, y sin embargo lo único que parecía sacar de todas sus opciones y toda su libertad es más desdicha”. Puede entenderse que, como ciudadanos norteamericanos, los protagonistas de esta novela interpretan esa palabra desde un individualismo extremo y sin reparar en los demás. Asimismo fue usada como justificativo para invadir países, y en un reportaje que le realizó el escritor Juan Gabriel Vásquez, el autor sostuvo: “Una de las razones del título es mi intento por recuperar una bella palabra en manos de los estúpidos y volverla a poner en manos de quienes pueden apreciar su complejidad y su belleza”.

El libro está editado en Barcelona, de manera que la traducción de Isabel Ferrer está dirigida al lector español.

Germán Cáceres

Yoga 2012

Comienzan nuevamente las clases de yoga, a cargo de Santiago Bras Harriott. Serán los martes de 19.30 a 20.30 horas, en Austria 2154. Desde marzo, también los jueves a las 18.30 horas.

Renge Yoga: olvidar lo de afuera y reconocer lo interno.

Desentenderse de lo rutinario y entrar en el mar de las Asanas (posturas) jugando con el cuerpo y dejando que la mente vuele para dar lugar a la creatividad, finalizando las clases con meditación a través de un Mantra.

Informes e inscripción
Para conocer más acerca del costo del taller y poder anotarse, comuníquese de lunes a viernes de 16 a 20 al 4802-8211 o escriba a carlossanchezviamonte@yahoo.com.ar.

Les recordamos que los cursos tienen un arancel especial para socios de la Biblioteca y quienes opten por inscribirse en más de uno.

Próximamente se agregarán más horarios por la mañana.

Verano, libros

Aproveche este verano para asociarse a la Biblioteca y disfrutar de todos los libros, más los habituales descuentos en cursos y talleres.

Para más información sobre cómo asociarse haga click acá o escriba a carlossanchezviamonte@yahoo.com.ar.

Crímenes de película

de Jake Arnott
(Editorial Sudamericana, Serie Roja & Negra, Buenos Aires, 2011, 360 páginas)

El primer capítulo comenta que Tony Meehan desde hace diez años no mata a nadie y se ha convertido en un “escritor fantasma” que se oculta tras las memorias de célebres gángsteres. El editor es contundente con sus indicaciones: “El público quiere monstruos adorables”.

En la novela se informa acerca de temas relacionados con la criminología, variantes de la patología asesina y la victimología. Tanto los tres protagonistas (Tony Meehan, JulieMcClusky y Gaz), que van relatando la historia alternativamente y en primera persona, como los personajes secundarios, están vinculados al hampa. Además, se hace referencia a las bandas de pandilleros, a las de skinheads y a las de motoqueros. Jake Arnott (Londres, 1961) conoce el funcionamiento del negocio de la droga en el ámbito de los boliches nocturnos, con sus célebres raves, el éxtasis y el acid house. “La música se volvió más rápida y oscura. Las drogas se volvieron más duras. El acceso a las pistolas resultaba más fácil...”. Además, la mayoría de los asesinos que intervienen son homosexuales: “Pero luego comprendí que guardaba relación con la `crisis de la masculinidad´ y la `feminización de la cultura'...”

En paralelo se desarrolla otro tema: hubo un robo de lingotes de oro y una parte del mismo desapareció, y los ladrones aspiran a encontrarlo. Y Arnott utiliza el hipertexto y cita pasajes de La isla del tesoro, de Stevenson. Recurre al mismo procedimiento con Julie, que es actriz y desea vengar el asesinato de su padre: momentáneamente supera su trauma interpretando al personaje de Constanza, de La buena mujer de Sezuán, de Bertold Brecht.

Crímenes de película –en alusión al filme de gángsteres que está realizando el novio de Julie- es una típica crook story, es decir no narra desde el punto de vista del detective, sino desde la óptica de los delincuentes. Es la tercera y última novela de la “Trilogía de Harrry Starks”; las otras dos son Delitos a largo plazo (2009) y Canciones de sangre (2010).

Según este libro, en el turbio Londres de fin del siglo pasado se admiraba a los gángsteres, sobre todo a los triunfadores, es decir a aquellos que habían logrado acumular una fortuna y, a la vez, superar sus problemas con la justicia. Se enumera con veneración el atuendo que exhibían para estar a la moda: marcas de remeras, de botas, de vaqueros, de anteojos.

La prosa de Arnott es sencilla, de párrafos cortos y diálogos violentos, que funciona a la perfección debido al aporte de la impecable traducción de Ignacio Gómez Calvo. Pero donde más sobresale el autor es enhebrando historias que confluyen y se entrecruzan. Asimismo, se luce desarrollando el monólogo interior de los tres protagonistas, quienes padecen una inmensa y demoledora soledad.

Un pensamiento del gángster Gas resume lo que considera el zeisgeist de la última parte del siglo XX y los comienzos del XXI: ”Y consigues respeto. Solo por ser famoso. Hoy en día no parece importar mucho por qué eres famoso. Es solo cuestión de celebridad, y todo el mundo la quiere”.

Germán Cáceres